lunes, 9 de junio de 2014

¿Por qué hablar de amor?


¿Por qué hablar de amor?
Un post no convencional


Miles de historias se viven a diario, no motivadas por el amor sino por la ambición, el egoísmo y los conflictos. La razón, es sabida por todos: supervivencia y poder. Sin embargo, recordemos que aquellos intereses (que mueven multitudes) son, finalmente, el resultado de pasiones, mismas que en su defecto responden al amor aunque a nadie, absolutamente, nadie le guste.

Hablar de amor, es recordar que podemos lograr éxito en algo íntegro y propio, 'algo' que jamás se nos ha de ser arrebatado, que si es 'amor' (tal cual: puro y sincero) nos llenará el alma y por ende producirá en nosotros felicidad; dejando de lado la amargura. 

Además, no es banal, es una cualidad humana y como tal 'perfecta en su imperfección'. Así que, sí podemos hablar de guerra y ambición, por qué no de amor. Si vivimos en un mundo donde todo es criticable, donde lo más ético es impropio y se cree utópica la paz y la felicidad ¿por qué no aventurarnos a amar? ¿por qué no seguir escribiendo en #Labialquehabla?


No olvidemos que, hablar de amor es, al final de cuentas, invertir en el corazón de las personas y encontrar el eslabón perdido de 'algunos' políticos y/o empresarios.

Siendo por eso, que hoy los invito a amar, a leerme,  vivir y a ser felices. A contar historias de amor (para alimentar mi blog), de éxito y de ensueño. A creer en la política, en la clase empresarial y en nosotros mismos como la sociedad del cambio.

Amemos al prójimo, al contribuyente, al opositor; amemos a todos y hagamos 'todo' por amor  (¡descuida!  no voy a fundar un partido político).




#LABIALVUELVE!!

Psdata: 

la infidelidad causa suicidio
 y el amor aumenta la esperanza de vida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario